7 Leyes del Amor: Día 3 – Efesios 4:15 – Ago 19

El amor habla verdad

Jesús dijo en las Escrituras que la verdad nos hace libres y Su declaración ha sido citada en tribunales, películas e innumerables lugares desde entonces. Es un hermoso pensamiento, pero también es una verdad poderosa. Cuando encuentras el valor para confesar tus secretos, no hay nada más que obstaculice tu vida o tu amor.

He visto que este principio es válido en innumerables ocasiones dentro de la dinámica relacional del matrimonio. La confianza es vital en cualquier relación sana, pero lo que está en juego es más importante en el contexto del matrimonio. Este fue creado por Dios para ser una relación de completa unidad y transparencia, por lo que cualquier tipo de engaño socavará el fundamento del pacto del matrimonio. Usualmente le digo a las parejas, «Su matrimonio nunca será más fuerte que la confianza mutua»

Si un matrimonio no puede confiar el uno en el otro, no podrá funcionar completamente. El esposo y la esposa deben funcionar como las alas de un pájaro; si no trabajan juntos en plena asociación, el matrimonio nunca despegará. La confianza lo hace posible. Cuando remplazas la confianza por el secreto, estás construyendo barreras invisibles que limitarán el crecimiento de tu matrimonio. El secreto es el enemigo de la intimidad.

Cuando un problema está oculto, no hay nada que puedas hacer para solucionarlo. Una vez que sale a la luz, el proceso de sanidad finalmente puede empezar.

Hasta que no puedas mirarte al espejo y aceptar tus propios pecados y tu necesidad de la gracias de Dios, nunca podrás verte a ti mismo ni a los demás a través del lente del amor. Dios quiere que tengas un corazón para amar a las personas porque eso es lo que Dios hizo por ti. Te amó mucho más de lo que podrías merecer, y te llama a hacer lo mismo por los demás.

Citas Bíblicas para estudiar:

Efesios 4:15
Juan 8:35

Amén

Para más información, te invitamos a visitar nuestros enlaces:

MEDITACIÓN DIARIA