viernes, septiembre 23, 2022

Certeza: ¿En este tiempo?: Día 10 – Salmos 48:14 – Sep 23

 » —  Es que no puedo, Señor  — contestó el enfermo — , porque no tengo a nadie que me meta en el estanque cuando se agita el agua. Siempre alguien llega antes que yo.» Juan 5:7.

Cuando una afirmación se fundamenta en indicios y no en certezas estamos ante una conjetura.

Pero en el Salmo 48:14 dice que Dios es el único que está y siempre estará con nosotros hasta el día de nuestra muerte. No hay nadie más con ese atributo «eterno». Eso no es una conjetura. Es certeza.

Una amiga me dijo: — Nos han vendido la idea de que si «somos buenos«, sólo cosas buenas deben sucedernos; de hecho nos molesta la idea de la «gracia común«; que se trata de cosas buenas que suceden a personas que no están bajo la «Gracia de Dios» (con mayúscula).—

De igual modo, si no he hecho las cosas conforme al agrado de Dios hasta hoy, puedo llegar a suponer que es inminente que «espere las consecuencias tipo desgracia» por ello.

El cojo llevaba 38 años resignado a no sanarse, pues sólo las primeras aguas burbujeantes del estanque eran las que tenían «el poder de sanar» y es obvio, que un ciego, por ejemplo, podía correr más rápido que él.

Dice el pasaje que Jesús no lo encontró «tratando de llegar» a las aguas, sino «acostado», es decir que, este hombre se había resignado a que su única opción era seguir siendo cojo por el resto de sus días; y lo peor de todo, cerca de la «fuente» viendo a todos correr a ella, y alguno que otro regresando «físicamente» sano.

Cuando Jesús le preguntó si él quería sanar, ni siquiera le respondió:  —  ¿Podrías por favor, venir mañana temprano y acércame al agua? Así podré llegar primero. — 

La gente llegaba allí, buscando la Sanación que viene de «Dios», pero nunca se podrían imaginar que, el Dios mismo estaba caminando entre ellos.

El que llegó esa mañana primero a las aguas burbujeantes de Bethesda, posiblemente se curó, pero este cojo, que «hizo su conjetura» de eterna enfermedad, por haberse desanimado, que dejó de intentar llegar ni pedir ayuda, recibió estas palabras:

«Jesús le dijo: — ¡Ponte de pie, toma tu camilla y anda!» Juan 5:8 (NTV)

No te rindas antes de tiempo. Jesús quiere encontrando «tratando de llegar» y que solo tenga que darte un empujón a las aguas del estanque; 

NO hagas conjeturas de tus circunstancias, estas nos llevan a dudar de lo que esperamos recibir a cambio por la fe que Dios ha puesto en nosotros.

Citas Bíblicas para estudiar:

Juan 5:7
Salmos 48:14
Juan 5:8

Amén

Para más información, te invitamos a visitar nuestros enlaces:

MEDITACIÓN DIARIA

En Guía, Salud y Vida, te invitamos a revisar nuestros artículos de interés:

DIRECTORIO MÉDICO – SALUD – BELLEZA – FITNESS – BEBE Y MAMÁ – MENTE SANA

REVISTA DIGITAL:

EL DIRECTORIO MÉDICO #1 DEL ESTADO BOLÍVAR:

ACCEDE A LA VERSIÓN DIGITAL

DESCARGA LA APP:

Accede al Directorio Médico más completo.

Agenda tu cita con el especialista con tan solo un click.

Accede a las Meditaciones Diarias y a todo el contenido que a diario ofrecemos.

Redes Sociales:

Acerca de:

© GUÍA SALUD Y VIDA - MADE WITH AND ☕  BALGROG CREATIVE AGENCY 🧠 | © 2022