martes, junio 28, 2022

La Dieta Mediterránea y sus beneficios para tu embarazo

Mataix Verdú y Aranda Ramírez en su libro Nutrición y Alimentación Humana. 2ª ed. hablan de la importancia de la nutrición durante el embarazo y aseguran que: El proceso fisiológico de la gestación es de gran trascendencia biológica y nutricional ya que el aporte de nutrientes debe ser adecuado en cantidad, calidad y distribución en el tiempo para que todo el proceso de embriogénesis y desarrollo del feto sean adecuados”.

Teniendo eso en cuenta, nos gustaría hablarte de un estudio reciente publicado en la revista médica norteamericana JAMA que habla de los beneficios que aporta seguir la famosa “dieta mediterránea” al estado de gestación de un bebé.

La Dieta Mediterránea

Esta dieta consta del poco consumo de carnes y carbohidratos con respecto a una dieta típica. También alienta a la ingesta de más alimentos a base de vegetales y grasa monoinsaturada (buena). Es fácil encontrar personas con esta rutina alimenticia en Italia, España y otros países en la región mediterránea ya que ha sido una tradición cultural de mucha historia.

Además, es bien sabido que seguir la dieta mediterránea influye positivamente en niveles de azúcar en la sangre más estables, así como colesterol y triglicéridos más bajos y, finalmente, ayuda a un menor riesgo tanto de desarrollar complicaciones cardíacas, como de otros problemas de salud.

¿Qué dice el estudio sobre seguir esta dieta en el embarazo?

Esta investigación científica se planteó la pregunta: Entre las embarazadas con alto riesgo de tener recién nacidos pequeños para la edad gestacional (SGA, por sus siglas en inglés), ¿es efectiva la dieta mediterránea o la reducción del estrés basada en la atención plena para prevenir la SGA en el parto?

Los resultados arrojaron que: Entre los 1221 individuos aleatorizados (mediana [IQR] de edad, 37 [34-40] años), 1184 (97%) completaron el ensayo (392 individuos asignados al grupo de dieta mediterránea, 391 al grupo de reducción de estrés y 401 a el grupo de atención habitual). SGA ocurrió en 88 recién nacidos (21,9 %) en el grupo de control, 55 (14,0 %) en el grupo de dieta mediterránea.

Uno de los hallazgos más importantes fue que: Las intervenciones estructuradas basadas en una dieta mediterránea o la reducción del estrés basada en la atención plena redujeron significativamente el riesgo de recién nacidos PEG (pequeño para la edad gestacional) en personas con alto riesgo de esta afección.

Es importante aclarar que el mismo estudio asegura que los hallazgos requieren replicación, así como evaluación en poblaciones de pacientes adicionales, antes de concluir que estos tratamientos deben recomendarse a los pacientes.

¿Cómo hacer la Dieta Mediterránea?

Según un artículo que cuenta con la revisión clínica de una nutricionista certificada, estos son los 7 pasos para seguir esta popular dieta:

1. Evita los alimentos ya preparados

Esto se refiere a darle prioridad a lo “hecho en casa» para evitar los enlatados o comidas congeladas que contienen muchos conservantes o productos químicos. En esta dieta los más relevantes son productos de origen vegetal, como arroz integral, soja y legumbres. Y si es con moderación, también productos de origen animal como huevos y leche.

2. Consume pescado

Esto esencialmente durante 3 veces a la semana ya que los pescados son la mayor fuente de proteína y grasas buenas de esta dieta. Además, esta es la razón por la que la dieta ayuda a la prevención de enfermedades cardíacas.

3. Incluye aceite de oliva

El aceite de oliva ayuda a controlar el colesterol. Los beneficios se obtendrán añadiendo el aceite a tus platos, tomando en cuenta un máximo de 2 cucharadas por día.

4. Prioriza los alimentos integrales

Prepara platos que incluyan cereales como la avena, centeno y cebada, también arroz, pasta y panes integrales, los cuales son alimentos ricos en fibras y minerales.

5. Consume muchas frutas y verduras

Toda fruta que incluyas te proporcionará vitaminas y minerales que causan mayor sensación de saciedad y ayudan a la pérdida de peso.

6. Solo leche y derivados descremados

Consumir yogurt natural y quesos blancos (en especial el ricotta y el cottage) ayuda a la disminución de grasa en tu dieta.

7. Integra vino

Consumir vino de manera regular y moderada (uno o dos copas al día) beneficia la  disminución de la incidencia de enfermedades cardiovasculares, hipertensión, diabetes y ciertos tipos de cáncer.

Desde la GUÍA SALUD Y VIDA te alentamos a que no pases por alto una alimentación saludable, sobre todo en la condición de embarazo. Por ello te dejamos otro artículo de nuestra web sobre este tema y todas las fuentes consultadas para que investigues sobre qué opciones podrían beneficiar tu bienestar y el de tu bebé.

Nuestras Fuentes:

https://www.tuasaude.com/es/dieta-mediterranea/

Estudio de hábitos alimentarios y conocimientos nutricionales en embarazadas de distintas áreas de salud de la Comunidad de Madrid: https://eprints.ucm.es/id/eprint/38752/1/T37581.pdf
https://jamanetwork.com/journals/jama/article-abstract/2786831

En Guía, Salud y Vida, te invitamos a revisar nuestros artículos de interés:

DIRECTORIO MÉDICO – SALUD – BELLEZA – FITNESS – BEBE Y MAMÁ – MENTE SANA

REVISTA DIGITAL:

EL DIRECTORIO MÉDICO #1 DEL ESTADO BOLÍVAR:

ACCEDE A LA VERSIÓN DIGITAL

DESCARGA LA APP:

Accede al Directorio Médico más completo.

Agenda tu cita con el especialista con tan solo un click.

Accede a las Meditaciones Diarias y a todo el contenido que a diario ofrecemos.

Redes Sociales:

Acerca de:

© GUÍA SALUD Y VIDA - MADE WITH AND ☕  BALGROG CREATIVE AGENCY 🧠 | © 2022