martes, enero 31, 2023

Los Milagros de Jesús: Día 4 – Mateo 14:19 – Nov 29

Alimentando a los cinco mil

Este es uno de los milagros más famosos que Jesús haya hecho. Tanto que es relatado en los cuatro Evangelios, Mateo, Marcos, Lucas y Juan. Antes de comenzar, necesitamos comprender lo que ocurrió que quebró el corazón de Jesús.

Juan el Bautista, primo de Jesús y uno de los que «prepararon el camino» para Él, había sido asesinado. Una vez que Jesús escuchó esta triste noticia, se retiró solo. Pero, como siempre pasaba, la multitud oyó que Él estaba cerca, y lo siguieron. Aún en el medio de Su pena, Jesús tuvo compasión de aquellos que lo vieron venir y sanó enfermos.

Mateo cuenta que la multitud se agolpó a Su alrededor todo el día. Entonces los discípulos vinieron a Jesús y le sugirieron que los «…envíe de regreso para que puedan ir a las villas cercanas y comprar comida» (Mateo 14:15). En lugar de eso, Él les dijo a Sus discípulos que ellos les den comida, ellos reclamaron que tenían poco; sólo cinco panes y dos peces.

La gente fue traída a Jesús y luego Él bendijo la poca comida que le dieron. Les dio a las 12 discípulos algo de comida para repartir. Leemos que la gente tuvo más que solo ayuda; comieron cuanto quisieron. Y la parte más profunda es que sobró. Lo que comenzó cómo una pequeña cantidad de comida terminó dejando sobras para que los discípulos recojan.

De acuerdo con Mateo 14:21, había 5.000 hombres que fueron alimentados, pero hay entendidos que han dicho que es probable que la suma no incluya mujeres ni niños. Entonces probablemente la multitud era de 15.000 a 20.000 personas, quizás más.

Lo que nos llevamos hoy: Sé un dador

En esta historia, los discípulos claramente no podían obtener la cantidad de comida para la cantidad de personas; no coincidía. Uno de los más profundos pensamientos de los entendidos es que el milagro de la multiplicación no comenzó hasta que los discípulos comenzaron a distribuir la comida. Ellos hubiesen preferido una línea de bufet organizada para no tener dudas. Pero, eso no era lo que había planeado Jesús. Él quería que su fe aumentara.

Así es cómo, a menudo, respondemos en nuestra forma de dar. Vemos el estado financiero y pensamos«nNo puedo darme el lujo de dar”. Entonces, esperamos tener lo suficiente, y antes de saberlo, nunca damos o hacemos la diferencia en nuestra iglesia nuestras comunidades o en la vida de otras personas.

Todos tenemos algo para marcar la diferencia. El pequeño niño que tenía solo cinco panes y dos peces dio lo que tenía ¡y mira lo que Jesús hizo! Quizás traemos lo que tenemos a Jesús y confiamos en Él para multiplicarlo para Sus propósitos. No esperemos hasta que pensemos que tenemos lo suficiente.

Citas Bíblicas para estudiar:

Mateo 14:15-21

Amén

Para más información, te invitamos a visitar nuestros enlaces:

MEDITACIÓN DIARIA

En Guía, Salud y Vida, te invitamos a revisar nuestros artículos de interés:

DIRECTORIO MÉDICO – SALUD – BELLEZA – FITNESS – BEBE Y MAMÁ – MENTE SANA

REVISTA DIGITAL:

EL DIRECTORIO MÉDICO #1 DEL ESTADO BOLÍVAR:

ACCEDE A LA VERSIÓN DIGITAL

DESCARGA LA APP:

Accede al Directorio Médico más completo.

Agenda tu cita con el especialista con tan solo un click.

Accede a las Meditaciones Diarias y a todo el contenido que a diario ofrecemos.

Redes Sociales:

Acerca de:

© GUÍA SALUD Y VIDA - MADE WITH AND ☕  BALGROG CREATIVE AGENCY 🧠 | © 2022