Sé Sabio: Día 1 – Gálatas 6:9 – Ene 22

Tres preguntas sobre la sabiduría

¿Por qué en el libro de Proverbios se refiere a la sabiduría como a una mujer? ¿Acaso es porque las mujeres son más sabias que los hombres?

Por supuesto que no. Todos podemos ser sabios. No depende si eres hombre o mujer, no es un asunto de género. El escritor de Proverbios utiliza una técnica literaria. Tan solo usa la figura de una mujer para ilustrar la manera en que la sabiduría afecta nuestras vidas.

Primero, él comienza con una figura de una mujer sabia quien habla y declara en las puertas de la ciudad, y que nosotros debemos escucharla. Entonces él continúa y escribe sobre la mujer adúltera quien continuamente peca porque ella no escucha a la sabiduría. Para culminar con la mujer de muchas ideas en el capítulo 31, quien muestra a qué se parece caminar en sabiduría con Dios.

¿Cuándo reemplaza la fe a la sabiduría?

Fe y sabiduría se complementan entre sí. Tú no puedes comprar una casa solamente por fe cuando no tienes un trabajo para pagarla; eso no es sabio. Fe y sabiduría van juntos. Lo puedes ver en Santiago, donde dice que, si alguno de ustedes carece de sabiduría, debe preguntar a Dios quien da generosamente a todos sin encontrar faltas. Sin embargo, cuando tú pides, debes creer y no dudar. Déjame decirte que, así como la fe es la vela del barco, que captura el viento de Dios para llevarte a cualquier parte; la sabiduría es el timón del barco, que te ayuda a ir en la dirección correcta. Entonces, la fe y la sabiduría trabajan juntas, no en contradicción, porque las necesitas para llegar a tu destino de manera segura.

¿Qué sucede cuando pienso que soy sabio y siguen sucediendo las cosas malas?

Me permito responder a esta pregunta con esta frase: «Espera un poco más». Todos nosotros vemos en una perspectiva de corto plazo y tenemos que mirar en la perspectiva de largo plazo. Nunca habrá un momento en el que mires hacia atrás deseando haber sido imprudente, pensando que entonces las cosas habrían ido mejor. La sabiduría siempre será la opción si quieres obtener buenos resultados, puede que no los veas en el día uno o en el día cien, pero puedes estar seguro de que Dios hará algo. El apóstol Pablo nos exhorta a no cansarnos de hacer el bien, porque en el momento oportuno segaremos, si no nos rendimos. A veces solo tenemos que esperar en Dios para que nos muestre lo que está haciendo, incluso en los tiempos malos.

¿Estás listo para obtener sabiduría para cada aspecto de tu vida?
¡Vamos a hacerlo juntos!

Citas Bíblicas para estudiar:

Proverbios 1:20
Santiago 1:5
Gálatas 6:9

Amén

Para más información, te invitamos a visitar nuestros enlaces:

MEDITACIÓN DIARIA